Menu

Pandemia y economía golpean la industria restaurantera

El costo de los insumos, la falta de empleados y los aumentos a los salarios se traducen en una recuperación lenta. 

En la era de COVID-19, la ausencia de empleados está llevando al límite a los dueños de restaurantes en Estados Unidos. Como resultado de la falta de mano de obra en cada eslabón de la cadena de suministro, los restauranteros tienen que pagar mucho más por los insumos.

Para Ezequiel Fuentes, dueño del restaurante Mi Tierra de La Villita, en el sur de Chicago, la crisis actual es preocupante.

“He tenido que pagar entre el 25 y 40 por ciento más del precio de los insumos, en comparación con los precios antes de la pandemia”, dijo Fuentes, quien es inversionista de otros 32 restaurantes.

Fuentes dice que la ausencia de fuerza de trabajo no solo ocurre en los restaurantes, sino también en los centros de producción de alimentos que los abastecen.

“Ellos también están enfrentando el mismo problema. Este fenómeno ha provocado una reacción en cadena: la merma en la producción impacta en los precios y en toda la industria”, dijo Fuentes.

En su opinión, este problema se debe a que “la gente no quiere trabajar”.

Ezequiel Fuentes cuenta que los restauranteros como él enfrentan retos importantes a causa de la pandemia de COVID-19 y la falta de empleados derivada de ella. (Negocios Now)

Si bien los clientes regresan a los restaurantes, la industria se ve golpeada por los precios de los alimentos y de todos los insumos, hasta los uniformes.

En una carta enviada a los congresistas del Capitolio estadounidense, la Asociación Nacional de Restaurantes de este país alertó que su recuperación va en reversa.

“Nuevos datos muestran que la variante delta trae una mayor inestabilidad a los restaurantes, lo que probablemente extienda la recuperación hasta 2022”, dijo la Asociación.

La carta a los líderes del Congreso revela los resultados desalentadores de la nueva encuesta de operadores de restaurantes que advierte sobre los daños que las disposiciones de la Ley Build Back Better Act (BBBA, por sus siglas en inglés) podrían impactar la reconstrucción de la industria de restaurantes.

La carta indica que el deterioro de las condiciones comerciales está afectando las perspectivas de los operadores de tal manera que creen que la recuperación de la pandemia se prolongará hasta bien entrado 2022.

El documento también pide al Congreso no aumentar los impuestos en este rubro, como se contempla en la Ley BBBA.

La mayoría de los operadores de servicios completo y limitado dice que las condiciones comerciales son peores ahora que hace tres meses, según la Asociación.

“La recuperación de los restaurantes de nuestra nación se está moviendo oficialmente a la inversa”, dijo Sean Kennedy, vicepresidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Restaurantes.

Roberto Gómez, dueño del restaurante Don Pepe, en el sur de Chicago, dijo que, además de la subida de los precios, los dueños de restaurantes enfrentan un alza salarial de 15 dólares la hora.

“Hemos tenido que hacer ajustes en los precios de nuestras ofertas para poder soportar la subida en el precio de los insumos y los sueldos de nuestros empleados. Es bueno que los consumidores conozcan este nuevo desafío que enfrentamos todos”, dijo.

“La gente no quiere trabajar” se publica en asociación con Negocios Now.

Editado por Melanie Slone y Gabriela Alejandra Olmos

Recommended from our partners