Menu

VIDEO: Estafadores esquilmaron a las personas mayores adineradas que se suponía que debían cuidar

El dúo seleccionaba a víctimas sin familia. Una de ellas perdió su casa, sus inversiones y su efectivo.

Una empresa española que brindaba atención domiciliaria a ancianos fue cerrada supuestamente por defraudar a ciudadanos británicos adinerados que no hablaban español y que no tenían familia que los protegiera.

Una de las víctimas, una mujer de 90 años, perdió los ahorros de toda su vida, bienes inmuebles y otros activos a manos de los depredadores.

La Policía Nacional de España dijo en un comunicado el 29 de octubre que la empresa en la ciudad sureña de Murcia fue clausurada, debido a una presunta actividad fraudulenta.

La gerente de la empresa y al menos un empleado, de los cuales ninguno fue identificado, fueron arrestados. Se les acusa de fraude agravado, falsificación de documentos y administración injusta.

La policía dijo que los dos sospechosos tenían como objetivo a clientes británicos adinerados de edad avanzada que no hablaban español y que no tenían familia.

La investigación se inició luego de que la policía fuera informada sobre el caso de la ciudadana británica nonagenaria, que presuntamente fue defraudada por una persona de la empresa, en el municipio de Mazarrón. La policía descubrió que la anciana, cuyo nombre no fue revelado, se había vuelto completamente dependiente de esta empleada, también ciudadana británica, ya que no tenía familia en Murcia y no podía hablar español.

“Al continuar con las investigaciones, los agentes pudieron conocer la identidad de la presunta estafadora, una ciudadana británica … Posteriormente, la Guardia Civil pudo constatar que esta persona se apoderó de la casa y de los ahorros de la anciana; a través del abuso de confianza, vendió su casa y, siendo cotitular de la cuenta bancaria, utilizó ese dinero para sus propios gastos que nada tenían que ver con cubrir las necesidades de la víctima”, dijo la Policía en su comunicado.

“Según la investigación, el sospechoso habría logrado que la víctima accediera a brindar su consentimiento, como la cotitularidad de cuentas bancarias o la ejecución de un testamento a su favor, todo lo cual fue contrastado por los investigadores mediante la recopilación de actas notariales, testamentos y otro tipo de documentación personal”, dijo la policía.

Un oficial de la Guardia Civil española revisa el dinero confiscado en una operación de estafa en Murcia, España. (Guardia Civil Española/Zenger)

La policía hizo un cateo a la sede de la empresa y confiscó 52 mil dólares en efectivo, junto con varias tarjetas bancarias y documentos.

“Los agentes han podido determinar que la detenida se aprovechó de compatriotas asentados en el municipio de Mazarrón, principalmente ancianos, sin arraigo familiar y que no hablaban español, para ofrecerles servicios de atención domiciliaria”, dijo la Policía.

No está claro si la víctima de 90 años ha podido o podrá recuperar sus activos y dinero.

La policía no proporcionó más información sobre la situación jurídica de los sospechosos y no se precisó si los sospechosos se encuentran detenidos.

La policía apeló a cualquier persona que tenga información relacionada con la empresa para que se ponga en contacto con las autoridades.

La investigación se encuentra en proceso.

Traducción de Yerem Mújica; editado por Yerem Mújica y Melanie Slone