Menu

VIDEO: Realmente somos grandes actores, dice actor de ‘El Juego del Calamar’

Geoffrey Giuliano ataca a los críticos de su actuación y rechaza “el mito de que nos sacaron de las calles”.

Uno de los actores del éxito de Netflix, la serie “El Juego del Calamar”, ha respondido a las burlas en línea sobre la mala actuación de los personajes “VIP” del programa.

Geoffrey Giuliano, quien tiene un papel en un episodio como VIP 4, un excéntrico multimillonario gay que intenta seducir a un mesero, dijo que su interpretación fue “exactamente lo que el director quería”.

A pesar del éxito de la violenta serie, que es el contenido original más exitoso de Netflix de todos los tiempos, los fanáticos se han burlado de él y de otros roles VIP, al decir que los actores fueron “sacados directo de la calle” y que los guiones suenan como si estuvieran escritos con Google Translate.

Desde su casa en Tailandia, Giuliano rebatió las insinuaciones de que los actores son los responsables de las bizarras representaciones de “hombres occidentales ricos y depravados”.

El autor y actor de 68 años, quien fue el único VIP que fue desenmascarado en la serie, dijo: “Este no era solo el director, era el guionista y director, por lo que tenía un gran interés en llevar su visión a la pantalla, y eso es lo que consiguió.

“No desviamos ni un ápice lo que hicimos de lo que él quería. Creo que nuestra actuación estuvo bien, absolutamente bien, mejor que bien”.

“Nosotros … no debemos dudar de este director, ya que acaba de ganar 900 millones de dólares para muchas personas que tienen un interés económico en este proyecto, y además de ser un genio, es un tipo encantador”.

Geoffrey Giuliano participa en el episodio 9, “Un día de suerte”, de “El Juego del Calamar”. (ViralPress)

El director de “El Juego del Calamar”, Hwang Dong-hyuk, enfrentó diez años de rechazos mientras intentaba producir su guion antes de que Netflix lo considerara y comenzara a transmitirlo en septiembre.

El programa trata de un grupo de personas con deudas abrumadoras cuando entran en una competencia retorcida para ganar 38 millones de dólares que cambiarán su vida. Se convirtió en el programa más reproducido en 94 países.

Los críticos han criticado los roles de los VIP: extranjeros ricos que están invitados a apostar grandes cantidades de dinero sobre cuál de los jugadores sobrevivirá a los sádicos juegos infantiles del programa.

Giuliano dijo que muchas de las críticas provienen de la falta de comprensión de la serie y de la cultura coreana, ya que no tenía la intención de complacer a audiencias occidentales. Dijo que los personajes VIP son retratados de una manera que se adapta a la culturización coreana y a su visión de los hombres extranjeros.

“Era una serie coreana escrita por coreanos, dirigida por coreanos, financiada por coreanos, destinada a coreanos, en el idioma coreano en el país de Corea. No es ‘El padrino II’ y esa nunca fue la intención”.

“El hecho de que a Estados Unidos y a todos estos otros países occidentales les haya gustado es un misterio para mí”.

Giuliano establece paralelismos entre los roles exagerados caricaturizados de los VIP y los personajes de “La Naranja Mecánica” de Stanley Kubrick.

“El director me buscó entre miles de personas para llevarme desde Hollywood, para desempeñar esta parte, lo que también disipa el mito de que nos recogieron de las calles, como si fuera una especie de profesor de inglés expatriado. No hay nada de malo en eso, pero yo soy un actor profesional”.

Giuliano también habló sobre las bromas sexuales dignas de vergüenza que hace VIP 4 mientras ve a los jugadores cruzar un puente hecho de vidrio, una representación que, según él, funciona para el público coreano.

“Deben entender que la incómoda yuxtaposición de una voz estadounidense fuerte y desagradable en ese drama coreano con sensibilidades coreanas fue la elección, la visión y el mandato del director, entonces, ¿cuál es el problema? Esto es una queja por un problema inexistente. Hicimos lo que nos pagaron por hacer, interpretamos el guion tal como estaba escrito.

“Otros miembros del elenco han tenido problemas con millones de personas que han interpuesto algún tipo de queja, lo que creo que no tiene fundamento. He visto la serie con ojo juicioso, pensando ‘¿en qué me equivoqué?’; pero no, está bien. O yo estoy loco o ellos están mal, pero no hay problema por mi parte.

“Estoy en la película más popular de la historia de la televisión; es como los Beatles, es como ‘Titanic’, es como un fenómeno loco, como un asteroide que choca contra la Tierra, y voy a aprovechar este impulso mientras me dirijo hacia mi próximo trabajo”.

Traducción de Yerem Mújica; editado por Yerem Mújica y Melanie Slone