Menu

VIDEO: Chef en parapente cocina hamburguesa con queso a más de 600 metros de altura

Preparar una hamburguesa a la parrilla y comerla entre las nubes es una experiencia única en la vida.

Un inusual vuelo le dio un nuevo significado a “cocina al aire libre.”

Un chef calentó una parrilla y cocinó una hamburguesa con queso mientras descendía por parapente a más de 600 metros de altura en la costa sur de Turquía el pasado 16 de agosto.

El chef Yigit Ugur Ayal quería sobrevolar el lago de la presa de Seyhan en Menekse, en el distrito de Saricam, en Adana, Turquía. Así que, para cumplir su sueño, se contactó con el parapete certificado Onur Avcu.

Avcu accedió a llevarlo en su siguiente viaje, pero con una condición. Tenía que cocinarle una hamburguesa durante el vuelo. El chef accedió y trajo consigo todo lo necesario: una parrilla, un soplete de cocina, carne de hamburguesa, jitomates, queso, lechuga y pepinillos.

El dúo se fue al aire para llevar al extremo la cocina al aire libre.

Un video muestra que Aydal calienta la parrilla y cocina la carne mientras sobrevolaban la pictórica costa de Turquía. También derritió el queso cheddar con el soplete y colocó todos los ingredientes en el pan.

Durante el vuelo, que duró unos 35 minutos, los dos compartieron la hamburguesa antes de aterrizar.

El chef Yigit Ugur Aydal cocina una hamburguesa con queso en el cielo y la comparte con el parapente profesional Onur Avcu sobre la costa de Turquía. (Onur Avcu/Zenger)

“Estoy seguro de que fue un vuelo único e inigualable para Yigit, pero también fue especial para mí, ya que fue una comida preparada especialmente para mí. Tener a un chef profesional cocinándome un platillo en el aire realmente fue sorprendente,” dijo Avcu a Zenger.

“Me he dedicado al parapente profesional por los últimos cinco años,” dijo Avcu. “Soy un piloto experimentado registrado en la Federación Aeronáutica Internacional. Dicho eso, usualmente tomo partido de este tipo de vuelos para dejar salir todo mi estrés.”

Avcu menciona que este viaje “ha sido uno de mis más inusuales. Requirió que usara toda mi experiencia, ya que la seguridad de mi pasajero era mi máxima prioridad.”

La comida a cientos de metros de altura fue inspirada en una experiencia previa.

“Hace tiempo, un pasajero mencionó que tenía hambre justo antes de que despegara el avión, por lo que, cuando nos elevamos, le di un döner kebab que tenía en mi mochila para que almorzara. Su sorpresa en ese momento fue increíble,” dijo Avcu.

Sin embargo, añadió que dichas aventuras son raras.

“Para su propia seguridad, cualquiera que esté pensando en practicar el parapente debe seguir al pie de la letra la experiencia del instructor,” dijo Avcu. “Nadie debe arriesgar su vida por una experiencia de este estilo.”

Traducción de Mario Alberto Vázquez; editado por Mario Alberto Vázquez y Melanie Slone