Menu

VIDEO: Equipo de policías evitó estrellarse contra zona habitada 

Aunque no podía ver con claridad, el piloto logró improvisar un aterrizaje de emergencia en un campo.

El piloto de la Oficina del Alguacil pudo mantener en el aire un helicóptero descompuesto el tiempo suficiente para aterrizarlo en un campo abierto, cerca de una escuela primaria en el centro-oeste de Florida.

El aterrizaje de emergencia se realizó en las afueras de la ciudad de Brooksville, el 29 de julio, alrededor de las 10 p.m.

El helicóptero de la Oficina del Alguacil del Condado de Hernando se encontraba en el aire para auxiliar a las patrullas terrestres y a las unidades caninas a buscar a una persona prófuga. Pero durante el vuelo, el piloto comunicó por radio que tenía que interrumpir la búsqueda debido a “problemas técnicos” no especificados con el helicóptero de modelo Bell OH-58 Kiowa.

A pesar de eso, la tripulación del helicóptero, conformada por el oficial de vuelo táctico BJ Hart y el piloto adjunto Roy McLaughlin, decidió no aterrizar de inmediato, ya que se encontraban en una zona con construcciones habitacionales. En cambio, buscaron un lugar para aterrizar sin arriesgar la vida de nadie.

En algún punto, el piloto dijo que no podía ver, debido a que sus gafas se empañaron, y luego repitió la frase “no puedo ver” varias veces.

Más tarde, el helicóptero aterrizó en un campo cerca de la escuela primaria de Brooksville.

Posteriormente, los paramédicos revisaron y dieron de alta a los miembros de la tripulación en el lugar. Las autoridades están investigando qué ocurrió con el helicóptero.

“La aeronave permaneció en el lugar durante la noche”, dijo el Departamento del Alguacil. “Temprano [a la mañana siguiente], el mecánico de aviación y el piloto en jefe del departamento regresaron al lugar para determinar la causa del mal funcionamiento”.

Después de que los ingenieros aparentemente no pudieron reparar el helicóptero en el lugar del aterrizaje, la aeronave se colocó en un remolque y se trasladó al hangar del Departamento del Alguacil para una evaluación más extensa.

El piloto del helicóptero averiado pudo aterrizarlo de manera segura por la noche en un campo cercano a una escuela en Brooksville, Florida. (Oficina del Alguacil del condado de Hernando/Zenger)

En general, ha disminuido en los últimos años la cantidad de accidentes y muertes relacionadas con helicópteros en Estados Unidos, informa el Equipo de Seguridad de Helicópteros de Estados Unidos (USHST por sus siglas en inglés).

En un comunicado de prensa de principios de este año, el equipo informó que el número de accidentes fatales de helicópteros civiles en 2020 se redujo en más del 20 por ciento en comparación con el año anterior, mientras que la tasa total de accidentes por cada 100 mil horas de vuelo cayó en un 2.6 por ciento.

“Nuestros números están mejorando, pero aún no estamos donde queremos estar”, dijo Nick Mayhew, copresidente del USHST. “Sabemos que nuestras aeronaves son sólidas y seguras, gracias a los esfuerzos de los fabricantes. La gran mayoría de los accidentes se debe a errores humanos. Por lo tanto, los pilotos y los operadores deben continuar fortaleciendo nuestros programas de seguridad de manera integral, y se deben mejorar los programas de capacitación, la cultura de seguridad y el uso efectivo de la tecnología”.

El Equipo de Seguridad de Helicópteros de Estados Unidos es una organización de voluntarios conformada por inversionistas del gobierno y de la industria de helicópteros, la cual fue creada para mejorar la seguridad de las operaciones de helicópteros civiles en el Sistema Nacional del Espacio Aéreo de Estados Unidos.

Traducción de Yerem Mújica; editado por Yerem Mújica y Melanie Slone