Menu

VÍDEO: Bomberos reaniman gata herida rescatada de un edificio en llamas

Felino desafía a la muerte después de ser sacado de un infierno y atendido con oxígeno

La gata Muryonka tiene aún nueve vidas después de que los bomberos rusos la reanimaron exitosamente tras salvarla de un edificio en llamas.

La misión de rescate tuvo lugar después de que un incendio fue reportado en un edificio residencial de 16 pisos en Volgogrado, ciudad del suroeste de Rusia, el 5 de julio.

El fuego supuso una amenaza para el área cercana; más de 20 personas fueron evacuadas de sus hogares y varias sufrieron heridas. Los bomberos lucharon por cuatro horas para contener las llamas.

Los bomberos rescataban a un niño de 9 años en un piso alto, cuando encontraron a Muryonka inconsciente.

Después de que el niño fue puesto a salvo, los bomberos se concentraron en el animal, mientras ciudadanos preocupados también se reunían en el lugar.

Al pensar que la gata había inhalado humo, un bombero abrió la válvula de un bote de oxígeno para suministrárselo.

Poco después, los bomberos rociaron al animal con agua fría para reanimarlo, lo cual resultó un éxito.

Muryonka recibe oxígeno antes de recuperar el aliento. (@mchs.34/Zenger News)

Después de reaccionar, Muryonka pasó algo de tiempo inhalando oxígeno. No se sabe si la gata fue reunida con su dueño.

La estación local de bomberos compartió fotografías y un vídeo de la misión de rescate en sus redes sociales. Medios locales dijeron que el fuego fue extinguido y su causa se encuentra bajo investigación.

Combatir las llamas en torres de gran altura, como la de Volgogrado, es especialmente desafiante para los equipos de bomberos.

“Los edificios de gran altura varían en antigüedad, tamaño, altura, tipo de construcción, uso de suelo y rasgos de diseño, incluidos los tipos de sistemas de protección contra incendios”, de acuerdo con un escrito sobre el tema publicado por la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias de Estados Unidos (Federal Emergency Management Agency).

“Los incendios en edificios de gran altura generalmente requieren métodos operativos más complicados que la mayoría de los incendios de estructuras. Las tareas que normalmente se consideran rutinarias para la mayor parte de los departamentos de bomberos, tales como localizar y atacar el incendio, evacuar a los ocupantes y realizar la ventilación, pueden volverse muy difíciles en los rascacielos”.

La ciudad de Volgogrado, donde el incendio tuvo lugar, tiene una larga historia y ha tenido muchos nombres. Fue fundada en 1589, era conocida como Tsaritsyn, y funcionaba como fortaleza de vigilancia diseñada para proteger la frontera de Rusia. Debido a los esfuerzos de Catalina la Grande, en la década de 1760 extranjeros comenzaron a asentarse en la ciudad.

Durante el mandato de Joseph Stalin en el siglo XX, el nombre de la ciudad fue cambiado a Stalingrado, y se convirtió en un centro industrial. Diezmada por la Segunda Guerra Mundial, la ciudad fue reconstruida y renombrada como Volgogrado, en 1961. Actualmente alberga muchos colegios y universidades.

(Traducido por Yerem Mújica; editado por Gabriela Olmos)