Skip to content
Menu

Qué cargamento: invaluables tesoros mayas son devueltos a México por coleccionistas

Una de las piezas más destacadas del cargamento es una máscara de piedra de la cultura olmeca que data de 1200–1600 a.C. 

Dos coleccionistas privados de Alemania devolvieron voluntariamente a la embajada mexicana en Berlín 34 objetos prehispánicos, incluyendo piezas provenientes de la cultura maya.

El Secretario de Relaciones Exteriores de México reveló que, el 16 de junio, cerca de 36 piezas fueron entregadas por dos coleccionistas anónimos.

“Dos ciudadanos alemanes se acercaron a nuestra embajada en Berlín para expresar su interés en devolver piezas arqueológicas que estaban en posesión de sus familiares”, dijo Alejandro Celorio, consultor legal del Secretario de Relaciones Exteriores de México.

Algunas de las piezas arqueológicas que fueron regresadas a la embajada mexicana en Berlín. (Gobierno de México/Zenger News).

Las piezas incluyen cuencos y otras vasijas, grabados y una máscara olmeca elaboradas por culturas de la costa del Golfo, del Altiplano Central, del oeste del país y de la zona maya.

La recuperación fue celebrada en una ceremonia dirigida por la Secretaria de Cultura, Alejandra Frausto Guerrero, y el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Causaubón.

Frausto agradeció a las dos personas y reveló que en años recientes un total de 5,464 artefactos y objetos históricos han encontrado el camino de regreso a su tierra de origen.

Uno de los objetos regresados a la embajada mexicana. (Gobierno de México/Zenger News).

“La gente de Alemania y México ha demostrado hoy que el patrimonio cultural nos une y que un diálogo respetuoso entre naciones, con base en su cultura, traza mapas que difieren de aquellos esbozados desde la perspectiva de una cultura que domina a otra”, dijo Frausto.

Ebrard dijo que la práctica de recuperar patrimonio cultural de grandes civilizaciones antiguas se ha convertido en una prioridad cotidiana de la diplomacia mexicana.

Conoce todo sobre el “azul maya”. Un pigmento que lleva el color de las playas y es tan increíble, que nunca se desvanece. 

Entre las numerosas figuras antropomorfas de barro que fueron devueltas, además de los cuencos y otras vasijas, las piezas más destacadas, según expertos, son una máscara de piedra de la cultura olmeca que data de 1200–1600 a.C., del período Preclásico de Mesoamérica, y dos cabezas de estilo totonaca, que datan del período Clásico (250-900 d.C.).

Otra pieza excepcional es un cuenco del período Posclásico hecho por los mayas entre 100 y 1521 d.C.

“El patrimonio cultural de México tiene que brillar a través del mundo, por lo que la Secretaría de Cultura y el INAH están impulsando exhibiciones para que gente de Europa, Norteamérica y América Latina, Asia y África lo conozcan mediante la generosidad de nuestra nación y no por medio del tráfico ilegal”, dijo Diego Prieto Hernández, director general del Instituto Nacional de Antropología e Historia.

(Editado por Yerem Mújica y Melanie Slone)

Recommended from our partners