Menu

Vegano israelí rescata abejas meliponas en México 

Su centro holístico de retiro alberga un santuario para un polinizador forestal en peligro de extinción. 

Netanel Moshe Sagi, nacido en Israel, y su madre, Daniela Gemma Abravanel, establecieron un centro holístico de retiro en la isla mexicana de San Miguel de Cozumel en 2017.

Holistic Tikun ofrece clases de yoga, qi gong, buceo, capoeira, permacultura, meditación y Cábala (misticismo judío).

El sitio cuenta con un baño sauna, masajes y tratamientos terapéuticos, sitios para observar aves y excursiones a los arrecifes de coral.

El retiro vegano también destaca por algo único: una sesión para conocer de cerca a las abejas nativas sin aguijón que Sagi rescata de la deforestación devastadora de la península de Yucatán.

En abril, al celebrar su cumpleaños número 25, Sagi habló más sobre su inusual historia y misión.

“Crecí en Migdal, en el norte de Israel, cerca de Tiberíades. Había muchos animales alrededor: caballos, perros, gatos, gallinas, conejos, cabras. Pero nos mudamos a Italia cuando tenía 12 años para estar cerca de la familia de mi madre. Ahí, vivíamos en la ciudad y ya no estaba rodeado de animales”, dijo Sagi.

Después de cinco años en Italia, Sagi, su madre y sus hermanas se mudaron a California, donde él terminó la escuela secundaria. Durante unas vacaciones en México, encontró su vocación.

Netanel Moshe Sagi y su madre, Daniela Gemma Abravanel. (Cortesía de Netanel Moshe Sagi)

Cuando era joven, Abravanel había pasado dos años en México, donde conoció a un chamán extraordinario. Más tarde, viajó aIndia y aprendió Cábala. Finalmente, se convirtió en maestra de misticismo judío.

Cuando llevó a su familia a visitar México años después, Efraín Cab, un trabajador de la construcción local y rescatador de abejas, les contó sobre la difícil situación de las abejas meliponas. Todos quedaron fascinados.

Estamos perdiendo nuestros bosques

Aproximadamente 500 especies de Meliponini ayudan a polinizar árboles tropicales y subtropicales en todo el mundo. Las meliponas son abejas sin aguijón. En Yucatán, la variedad prominente es la ‘Melipona beecheii’. Los antiguos mayas la llamaban ‘Xunan Kab’, la abeja real.

Las abejas meliponas viven en troncos huecos y están gravemente amenazadas por la deforestación provocada por la industria ganadera.

“Se necesitan grandes cantidades de tierra para cultivar alimentos para los 70 mil millones de animales que se crían y matan cada año para la alimentación [humana]”, dijo Sagi. “Cuando se talan árboles para plantar cultivos para el ganado, se matan las abejas que son los principales polinizadores del bosque tropical”.

“La ganadería es el principal problema de la humanidad en este momento. No es sostenible, ética ni necesaria. Es una práctica cultural que es difícil de cambiar; [seguir cultivándola] es una decisión que afecta a los animales y a toda la humanidad”, dijo.

Abejas meliponas en un tronco hueco en Yucatán. (Cortesía de Holistic Tikun)

“La tasa de deforestación es demasiado alta ahora, y no es bueno para las abejas ni para nosotros. Sin los árboles, que son su principal fuente de nutrición, perderemos a las abejas sin aguijón. Y si las perdemos, perderemos nuestros bosques.”

Los árboles son esenciales para estabilizar el clima global y el ciclo del agua. Luchan contra la erosión, proporcionan materias primas para alimentos y medicinas, y albergan aproximadamente el 80 por ciento de las especies de plantas y animales terrestres del mundo, incluidas las abejas sin aguijón que los polinizan.

Un hogar permanente

Sagi y su madre acordaron que su centro holístico de retiro incluiría un santuario para que los visitantes se eduquen en torno a las abejas sin aguijón rescatadas de árboles talados.

“A veces, la gente de la ciudad tiene árboles con abejas sin aguijón y les aconsejo que los mantengan donde están. Pero si quieren removerlos, nosotros lo hacemos”, dijo Sagi.

“Al principio patrocinamos las misiones de rescate de Efraín Cab, quien nos traía las abejas. Y luego comenzamos a hacer las nuestras cuando él nos enseñó cómo. Revisamos los troncos huecos, [si encontramos abejas] las llevamos a nuestro santuario y les damos un hogar permanente”.

Holistic Tikun (la segunda palabra de su nombre quiere decir “reparar” en hebreo) ahora alberga 24 colonias rescatadas y necesita patrocinadores u otros recursos para aumentar su capacidad.

“Ahora estamos ofreciendo recorridos a las personas donde les explicamos que la mejor manera de ayudar a las abejas sin aguijón es simplemente dejar de dañar su hábitat”, dijo Sagi.

Salvar a las abejas meliponas es la pasión de Netanel Moshe Sagi. (Cortesía de Holistic Tikun)

“No solo les mostramos las abejas; también les explicamos que, para salvarlas, debemos seguir una dieta basada en plantas. Debemos reducir la producción y aumentar [nuestro consumo de productos] orgánicos”.

Aunque la miel de las meliponas es un manjar raro y caro con propiedades medicinales bien conocidas por la civilización maya indígena, ni Cab ni Sagi desean explotar a sus abejas rescatadas con fines de lucro.

“Se trata de [promover la] conservación y no de producir miel”, dijo.

Como vegano dedicado, Sagi no come ni sirve miel de abeja. Pero como parte de su encuentro con las abejas, los huéspedes de su centro de retiro pueden probar la miel de las meliponas, que ha sido descrita como “una explosión de acidez y dulzura, combinada con una intensa fragancia floral”.

Las abejas son inteligentes, dijo Sagi. Incluso lo reconocen. “Hay experimentos que demuestran que las abejas tienen una gran memoria y pueden reconocer caras”.

“The Israeli Vegan Who Rescues Stingless Bees In Mexico” se publicó por primera vez en Israel21C.

(Traducido y editado por Gabriela Olmos. Editado por Melanie Slone)