Menu

Reseña: Karla Souza muestra dotes de comedia en ‘Home Economics’ de ABC 

Orgullosamente mexicana, la actriz tiene la capacidad de interpretar personajes de los más diversos orígenes étnicos.

La nueva comedia de situación de ABC, “Home Economics”, que se estrenó el 7 de abril, da cuenta de cómo los tres hermanos Hayworth lidian con la vida en tres clases sociales muy distintas en el área de la Bahía de San Francisco.

Topher Grace (“El Hombre Araña 3”, “El show de los 70”) interpreta a Tom Hayworth, un afamado escritor que alguna vez fue un éxito de ventas. Su último libro fue un fracaso comercial y ahora se encuentra en una situación financiera desesperada.

Caitlin McGee (“Anatomía según Grey”, “Me estoy muriendo aquí”) da vida a Sarah Hayworth, quien se encuentra desesperada, pues recientemente perdió su empleo.

Jimmy Tatro (“American Vandal”, “Comando especial 2”) es Connor Hayworth, el hermano pequeño que ganó una fortuna en la bolsa de valores y acaba de comprar una casa que en algún momento perteneció a Matt Damon.

¿Una inusual mirada a la lucha de clases en la televisión? 

En una reseña sobre “Home Economics”, “Variety” describió la serie como “una inusual mirada a la [lucha de] clases en televisión”. ¿Será que la serie creada por John Aboud y Michael Colton — cuyas colaboraciones anteriores incluyen “Los pingüinos de Madagascar” y “The Fake News with Ted Nelms” — en verdad lo es?

Histórica y míticamente, Estados Unidos se ha considerado una sociedad sin clases. Uno de los elementos medulares del ‘sueño americano’ es que toda la población pertenece a la clase media. Pese a ello, la desigualdad económica ha sido la pesadilla de este país desde tiempos de los Padres Fundadores y ha empeorado de forma contundente con el paso del tiempo.

Karla Souza actuó con Ben O’Toole (izquierda) y José María Yazpik (derecha) en ‘Todos queremos a alguien’. La actriz tiene la capacidad de representar a una mujer de cualquier parte del mundo, tanto por su físico como por su dominio de los acentos. (Amazon Product Placement) 

Según la publicación, los británicos son mucho mejores representando la lucha de clases en la televisión. Después de todo, ellos escribieron las reglas con las que estas se comportarían. La estructura de su Parlamento, con una Cámara de los Lores y una Cámara de los Comunes, habla de esta realidad. Programas de televisión británicos como “Los de arriba y los de abajo” y “Abadía de Dowton” revelan las vidas dramáticamente separadas de la nobleza privilegiada y terrateniente y de las pobres almas condenadas a servirles.

El problema con “Home Economics” es que su reflexión sobre la lucha de clases está encapsulada en lo políticamente correcto. “Home Economics” se desarrolla en el área de la Bahía de San Francisco, el lugar más caro para vivir en California y la tierra que Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, llama hogar.

Sarah Hayworth está casada en un matrimonio homosexual con una hermosa mujer negra, Denise, interpretada por Sasheer Zamata (“Beyonce as a Mommy”, “Sexy por accidente”). Sarah recién perdió su trabajo, pero Denise sigue trabajando. Por supuesto que ellas luchan para librar la situación, pero la suya no es la lucha de los miembros de la clase trabajadora, quienes viven al día y terminan en la calle si no reciben una quincena.

Tom, el escritor, tenía una serie de libros comercialmente exitosos. Los vemos en una repisa en los créditos iniciales de la serie. ¿Qué le pasó a todo ese dinero? ¿Lo perdió en Las Vegas? ¿Lo gastó en drogas? Tom está casado con una mujer de color, Marina (Karla Souza).

Marina es mexicoamericana. Ella fue abogada corporativa y ahora vive la complicada vida de una feliz ama de casa y madre de tres hijos. En su pasado como abogada, Marina probablemente ganó más dinero de lo que hizo Tom tecleando libros en su computadora portátil.

Connor, el hermano menor, es “un pato de caricaturas nadando en una alberca de monedas de oro”, dice Marina con ironía.

El primer episodio deja en claro que Connor está más que dispuesto a prestar unos pocos pesos a sus hermanos en quiebra para ayudarlos a salir de sus problemas económicos. ¿Dónde está, entonces, la “lucha de clases”? Aunque Tom y Sarah caminan por el momento sobre una cuerda floja en el plano económico, Connor es una red de seguridad dispuesta y conveniente. La única “lucha” que Tom y Sarah enfrentan es reunir el valor para pedirle un préstamo.

“Home Economics” es menos una inusual mirada a la lucha de clases en la televisión, que una aproximación a la formularia pero probada dinámica cómica de la rivalidad entre hermanos.

“Home Economics” da cuenta de la vida de las distintas clases sociales en el área de la Bahía de San Francisco. (Amazon Product Placement)

Hablando de Karla

Home Economics” es un clásico ejemplo la llamada comedia ‘screwball’ de Hollywood. El diálogo es rápido e intenso. Las bromas, los chistes, las respuestas ácidas y los murmullos laterales se acumulan. En este ambiente abarrotado, es difícil para un personaje dar una opinión fuera de lugar y mucho menos hacer una broma. Pero el personaje de Souza, Marina, se las arregla para soltar algunos buenos chistes que resaltan sus habilidades cómicas.

Marina aporta a la historia una actitud vanguardista, cínica y cansada del mundo. Tras haber sido una abogada poderosa, Marina no está precisamente satisfecha con la monotonía de la vida doméstica: criar a tres hijos, lavar y doblar ropa una y otra vez, cuidar el ego literario magullado de su esposo y lidiar con el circo que es su disfuncional familia política.

En una escena en el nuevo hogar de Connor, se vuelve obvia la falta de rastros físicos o evidencia de Emily, la esposa de Connor. Marina, que no ha dejado de beber desde que llegó a la casa, dice: “Connor mató a Emily … Lo siento, he bebido mucho vino”.

La destreza de Souza como actriz es evidente en su impresionante currículum, que incluye coprotagonizar junto a Viola Davis el largometraje de ABC, “Lecciones del crimen”, y protagonizar “Todos queremos a alguien”, escrito y dirigido por Catalina Aguilar Mastretta. La actriz también tuvo un papel en “La noche que salvamos a mamá” de Netflix.

Souza perfeccionó sus habilidades actorales en la Central School of Speech Drama en Londres y con el entrenador de actuación Anatoly Smilianski en Rusia. La actriz recibió el premio CCP, que la coronaría como la actriz más prometedora de Londres.

Además, Souza protagonizó tres taquilleras películas mexicanas: “¿Qué culpa tiene el niño?”, “No se aceptan devoluciones” y “Nosotros los nobles”. Tras presentarse en Nueva York, Souza comenzó a recibir ofertas de papeles protagónicos en la Ciudad de México.

El factor Quinn 

Durante su larga carrera, Anthony Quinn interpretó con éxito a personajes de los más diversos orígenes étnicos. Quinn era absolutamente creíble como Zorba, el griego, Paul Gauguin, el pintor francés, y Adda Abu Tavi, el árabe de “Lawrence de Arabia”. Este tipo de roles internacionales de gran alcance serán posibles para Karla Souza.

La apariencia y personalidad de Souza le permitirían bajarse de un avión en cualquier capital de Europa, y ser recibida con los brazos abiertos, como en casa. Aunque ella es orgullosamente mexicana, sus rasgos faciales parecen más emanados de la Península Ibérica que del Golfo de México. Al igual que al gran Quinn, se le debería de dar a Souza la libertad de interpretar personajes de muchos continentes, tanto en inglés como en español, en distintos géneros cinematográficos.

Karla Souza es una talentosa actriz con un repertorio muy variado, que tendrá una gran demanda en Hollywood, México y más allá. La comedia de ABC “Home Economics” podría ser el trampolín para ese gran salto hacia adelante.

El reparto de la serie incluye, además de Souza, a Topher Grace, Chloe Jo Rountree, Shiloh Bearman, Jimmy Tatro, Jecobi Swain, Caitlin McGee, Jordyn Curet y Sasheer Zamata.

“Home Economics” se estrenó el 7 de abril y se transmite los miércoles en ABC a las 8:30 p.m., hora de la Costa Este de los Estados Unidos.

Review: Karla Souza Shows Her Comedy Chops in ABC’s ‘Home Economics’ se publicó por primera vez en LatinHeat Entertainment.

(Traducido y editado por Gabriela Olmos. Editado por Melanie Slone)